Aceite en Singular: Torre de Canena

Aceite de oliva 100% virgen extra, Arbequina y Picual

No es de extrañar que, en poco tiempo, Torre de Canena se haya situado entre las marcas de aceite de oliva, más preferidas por los consumidores. Y es que tanto el arbequina como el picual, provienen de aceitunas recolectadas en noviembre, con lo que la intensidad, el aroma y el sabor, se sitúan en ese punto medio que tanto gusta a los amantes del aceite de oliva.

“Un excelente aceite equilibrado y minuciosamente trabajado desde su origen.”


El arbequina entra suave en boca, de forma dulce, ligera y fluida con sus toques de almendra verde, plátano maduro y manzana roja.
El picual destaca por ser un aceite equilibrado y persistente en boca, y con notas de hierba fresca y alcachofa. Es un ejemplo perfecto de una personalidad fresca y fragante de la variedad Picual.
Un AOVE excelentemente bien trabajado desde el origien, donde todo empieza: en los olivares del valle del Alto Guadalquivir, en el entorno natural inigualable de Sierra Mágina, Sierra Cazorla y el Parque natural de Cazorla

 

Rosa Vañó y Pacó Vaño. Propietarios de Torre de Canena.

Paco Vañó.
Copropietario de Torre de Canena:

Para lograr obtener los AOVES de Torre de Canena se selecccionan los mejores Pagos de la finca. Tras un seguimiento continuo del estado vegetativo y fenológico de los olivos, se vigilan los sistemas de poda, su nutrición y adecuada dotación hídrica, y se controlan biológicamente las plagas que podrían dañarlos. Desde que en el mes de Mayo se produce la floración, se inspeccionan el cuajado de los frutos y el correcto crecimiento de las pequeñas aceitunas, midiendo calibres y analizando las cargas de frutos que existen en cada parcela del olivar buscando cosechas medias.

La Recolección se hace en Noviembre cuando el envero está mediado, y aún numerosos frutos exhiben cromatismos verdosos, amarillentos y cárdenos. Tras meses de monitorear las aceitunas en el campo, las olivas se recolectan por procedimientos mecánicos y se trasladan en muy pocas horas a la Almazara dentro de cajas pequeñas y en camiones refrigerados. En el Molino se molturan utilizando la tecnología mas avanzada, y siguiendo estrictos protocolos de calidad, para producir unos AOVEs de notas frescas, pero a la vez con toques de frutas mas maduras, zumos amables, aterciopelados, redondos, equilibrados, ligeramente picantes y con un nivel de amargor muy discretos.

El nombre de Torre de Canena proviene del castillo familiar ubicado en una colina en el municipio de Canena (Jaén). Los olivares se encuentran en el valle del Alto Guadalquivir, entre las cadenas montañosas de Cazorla y Mágina.

Torre de Canena es una empresa familiar con una larga trayectoria en el mundo de la elaboración de aceite de oliva virgen extra.

Disfruta de esta variedad 100% Arbequina de Torre de Canena en nuestra tienda.

 

Aceite en Singular: Castillo de Canena Biodinámico Arbequina

Aceite de oliva Biodinámico 100% Arbequina Ecológico

Abrir una botella de biodinámico arbequina de Castillo de Canena, acercar la nariz, y oler. Bastan estos tres pasos para darse cuenta de se está ante una grandioso aceite de oliva. Y luego los otros tres pasos: Probar, sentir, y disfrutar. Es una exquisitez.
Con una producción limitada de 20.000 unidades, se presenta en una botella de color blanco, y textura de arena, recordando así los orígenes de la agricultura. Y serigrafiada con la constelación de la luna y las estrellas, representando las fuerzas cósmicas y las de la propia tierra.

“Es un aceite muy equilibrado, con un amargo y picante moderadamente acusado que resulta muy agradable.”


En lo definiríamos como muy equilibrado, con un amargo y picante moderadamente acusado que resulta muy agradable. También observamos notas de manzanas verdes, piel de plátano, tomatera e incluso un toque cítrico..
Persistente en boca, el amargo y el picante están bien integrados; y algo de astringencia recuerda a la alcachofa, el cardo o el caqui.

 

Rosa Vañó y Pacó Vaño. Propietarios de Castillo de Canena.

Paco Vañó.
Copropietario de Castillo de Canena:

Cuando hace 15 años, mi hermana Rosa y yo comenzamos el proyecto “Castillo de Canena”, lo hicimos sobre los sólidos cimientos que nos habían legado nuestros padres y generaciones anteriores de miembros de nuestra familia. Desde el principio tuvimos muy claro que éramos, por encima de todo, agricultores. Estábamos poseídos por un mandato moral que nos obligaba a preservar el campo, mimarlo, cuidarlo, regenerarlo y no olvidar nunca que la base de nuestro patrimonio eran los magníficos olivares de donde obteníamos, año tras año y cosecha tras cosecha, los frutos de los que extraer zumos extraordinarios y AOVEs de la más alta calidad. Habíamos recibido un singular legado pero que, en realidad no nos pertenecía, debíamos dejar a nuestros hijos la herencia de una tierra mucho más rica, más fértil y con más biodiversidad que la que nos había sido cedida por nuestros mayores.

En 2010 cuando apostamos con decisión por la Agricultura Biodinámica. Nos atrajo de ella conceptos como la armonización de la actividad del hombre con la Tierra y el Universo, la influencia de la luna y los planetas en el crecimiento y fructificación de nuestros árboles, la eficacia de los preparados biodinámicos en el enriquecimiento y fertilidad de nuestro suelo y, desde luego, el concepto autárquico de “granja cerrada” en el que cualquier “subproducto” generado en nuestras tareas agrícolas debía de re-utilizarse de nuevo en beneficio de la propia Finca.
Sentimos entonces que debíamos re-crear en nuestra explotación agrícola un verdadero ecosistema en donde convivieran armónicamente la actividad económica que practicábamos, con el entorno natural del medio ambiente en donde nos movíamos. Que solamente respetando la cadena trófica, y potenciando la presencia de la fauna y la flora autóctona y endémica de nuestra zona geográfica, podríamos vivificar y regenerar la tierra, aminorando el efecto de las plagas y obteniendo buenas cosechas de forma recurrente y sostenida.

Aprendimos a mezclar el estiércol con los alpeorujos y las hojas y ramitas procedentes de la limpieza de los frutos en Cosecha y a utilizar el compost final como único abono de nuestros olivares biodinámicos.
Además de obtener el certificado Demeter, en Castillo de Canena certificamos nuestra Huella Hídrica y la Huella de Carbono con DNV y obtuvimos la EPD (Environmental Product Declaration) emitida por el organismo sueco Environtech. Hemos hecho significativas inversiones para garantizar que la mayor parte de la energía que consumimos provenga de fuentes renovables y trasladado un importante porcentaje de la biomasa generada por las labores de poda a plantas de generación de electricidad limpia. Hemos llevado a cabo reforestaciones con especies arbóreas ibéricas autóctonas y replantado cientos de arbustos, matorrales y aromáticas.

Hemos construido nidos artificiales y fomentado, al amparo de acuerdos suscritos con la SEO-BIRDLIFE, la reintroducción de aves en nuestro fundo. Hemos regenerado humedales y creado “islas de vida”, contribuido a que la expresión “Olivares Vivos” sea una realidad. El resultado (uno de ellos) es que en nuestro campo, cada vez mas biodiverso y rico, se han vuelto a ver especies de insectos, reptiles, aves y mamíferos que habían desaparecido hacía ya más de medio siglo…y nuestro suelo va ganando en fertilidad y en materia orgánica. Pero la buena noticia es que, en Castillo de Canena, tenemos en proyecto nuevas medidas para proseguir avanzando en el ilusionante camino de la regeneración del entorno y del Medio Ambiente que nos circunda.

Los consumidores son cada vez mas estrictos y exigentes, y, desde luego cada vez más sensibles a las políticas de Responsabilidad Social que implantan las empresas. Ya no basta con producir AOVEs de excepcional calidad organoléptica y sensorial, envasados en preciosas botellas y empaquetadas con sumo mimo. Nuestros clientes valoran además los activos intangibles que una compañía es capaz de ofrecer, entre ellos, su apuesta por la conservación de la Naturaleza y el respeto escrupuloso al Medio Ambiente. Ambos son elementos diferenciadores de enorme calado.

Disfruta de esta variedad 100% Arbequina de Castillo de Canena en nuestra tienda.

 

Aceite en Singular: La Boella

La Boella

Aceites nobles y artesanos

 

En la Canonja (Tarragona), Marc Romera dirige el Molino de La Boella combinando el método tradicional con la tecnología más avanzada.

El resultado son unos aceites nobles, artesanos, frutados y equilibrados. Aunque la variedad estrella es la Arbequina, desde La Boella también se cosecha con mucho éxito la Arbosana y la Koroneiki.

Por si eso fuera poco, se elabora el aceite más premium: La Boella Premium, un coupage de Arbequina, Arbosana, y Koroneiki, que ha ganado numerosos premios, concursos y certámenes en todo el mundo. O el aceite Flor d’Oli, fresco y temprano.


Un aceite noble, artesano, frutado y equilibrado.


Marc Romera

Director Comercial de La Boella

En nuestras fincas, junto al Mediterráneo, el clima, de inviernos suaves y veranos cálidos, es idóneo para el desarrollo del olivo. Al igual que las características del suelo.
La oliva es recogida en su punto óptimo de maduración. El tiempo entre la cosecha y la molienda del fruto se reduce al máximo para conseguir la mejor calidad del fruto. La aceituna no cae al suelo, sino que se recoge directamente del árbol para que conserve todos sus nutrientes y propiedades.
Nos esforzamos e intentamos ser cada día más exigentes, para crecer cada año, y seguir contando con tantos consumidores fieles a nuestra marca.

Disfruta de nuestra selección La Boella aceite de oliva en nuestra tienda.

Castillo de Canena con plancton marino

Aceite de oliva arbequina

Castillo de Canena nos sorprende año tras año. Podríamos decir que el arbequina con plancton es un aceite marino. Un aceite de oliva que sabe a mar, fruto de la fusión entre la tierra y el océano.
De aspecto intenso y brillante con plancton en suspensión, tiene máxima expresividad en nariz y boca a mar, y notas verdes y frutales que intensifican positivamente el verde alga, el yodo y la intensidad del crustáceo. Es muy fresco y elegante, con un amargo suave y picante equilibrado, que desaparece con rapidez. La sensación en boca es dulce en equilibrio con los recuerdos salados del mar.

“Es un aceite de aspecto intenso y brillante con plancton en suspensión, tiene máxima expresividad en nariz y boca a mar.”


Es un aceite 100% natural y vegano, ya que el plancton es de origen vegetal. Ángel León, el prestigioso chef gaditano tres estrellas Michelin, ha participado en la elaboración de este aceite único: “Arbequina & Plancton”.

Paco Vañó

Copropietario de Castillo de Canena nos cuenta qué le transmite su propio aceite:

El Arbequina con plancton es un aceite único inspirado en el mar, en el propio plancton y en su formas mágicas. Como un chapuzón de sabor y naturalidad, condensando el origen de la vida en una botella. Es un producto único en el mundo, que ofrece ilimitadas posibilidades gastronómicas y culinarias. De intenso aroma y acusado sabor a mar, al que se une el verde y frutado del zumo de aceituna fresca.
El Arbequina con Plancton es ideal para acompañar arroces y mariscos, pescados a la brasa, pasta, pulpo, tartares de pescado, parrilladas de pescado y ceviches. También es un aceite muy recomendado para elaborar mayonesas y vinagretas.
Cuando hace 15 años, mi hermana Rosa y yo comenzamos el proyecto “Castillo de Canena”, lo hicimos sobre los sólidos cimientos que nos habían legado nuestros padres y generaciones anteriores de miembros de nuestra familia. Desde el principio tuvimos muy claro que éramos, por encima de todo, agricultores. Estábamos poseídos por un mandato moral que nos obligaba a preservar el campo, mimarlo, cuidarlo, regenerarlo y no olvidar nunca que la base de nuestro patrimonio eran los magníficos olivares de donde obteníamos, año tras año y cosecha tras cosecha, los frutos de los que extraer zumos extraordinarios y AOVEs de la más alta calidad. Habíamos recibido un singular legado pero que, en realidad no nos pertenecía, debíamos dejar a nuestros hijos la herencia de una tierra mucho más rica, más fértil y con más biodiversidad que la que nos había sido cedida por nuestros mayores.

La Razón:

https://www.larazon.es/blogs/gastronomia/vuelta-y-vuelta/aponiente-es-uno-de-los-mejores-restaurantes-del-mundo-AK23836633

Disfruta de este aceite ecológico Castillo de Canena con plancton marino en nuestra tienda:

Alhema de Queiles ecológico

Aceite de oliva ecológico

Al poco tiempo de empezar nuestra andadura en Origen Oliva, hicimos un viaje a Tudela, Navarra, para visitar la almazara Hacienda de Queiles.
Enseguida pudimos ver sus modernas instalaciones, y el cariño con el que todos los trabajadores hacían su trabajo. Empezando por Alfredo Barral, que fundó la empresa con una pasión desmesurada.
David Solana, el director comercial, nos organizó una cata privada, y entonces pudimos comprobar que Alhema de Queiles es justamente el producto de un trabajo bien hecho.

“Es un aceite sin filtrar, pero de presencia absolutamente limpia, gracias a las esmeradas decantaciones que hacen perfecta su conservación.”


Un aceite noble de variedad arbequina con un toque perfecto de Arroniz, equilibrado, tranquilo, de aroma intenso, de gran personalidad, con cuerpo, y además, ecológico. Destacan la frescura de la oliva y la del plátano verde con matices almendrados. De paso muy agradable y sedoso. Dulce con frágiles notas picantes y amargas. Complejo y equilibrado.

Alfredo Barral

Creador de Abbae de Queiles y Fundador de Hacienda Queiles nos cuenta qué le transmite su propio aceite:

Abbae de Queiles y Alhema de Queiles son para mi, el reflejo de nuestra pasión por el olivo y nuestra obsesión por la búsqueda de la excelencia.
Alhema de Queiles hunde sus raíces en la tierra de donde nace, en pleno Valle del Queiles, en una finca que pertenecía a la Abadía de Tulebras hace 900 años. El enclave es único, ya que tan sólo en 25 km se establecieron 3 Monasterios del Cister (S. XII.-XII), hecho que manifiesta la idoneidad histórica del paraje para la agricultura.
A partir de olivas arbequinas y arroniz, cultivadas en la propia finca y elaboradas con exquisito mimo en la almazara ubicada en mitad de la misma, Alhema de Queiles se presenta como un aceite exquisito, complejo y equilibrado, amable, con cuerpo, presencia, y fragante. Idóneo para tomar en crudo y acompañar ensaladas y verduras de la Ribera Navarra, quesos o pescados al horno.

Disfruta de este aceite ecológico Alhema de Queiles en nuestra tienda

Verde Esmeralda Red Diamond

Aceite de oliva royal

aove

Cuando ves por primera vez una botella de Red Diamond… impacta.
Es una botella preciosa, de mucha presencia. Y luego cuando pruebas el aceite… Te das cuenta de que están ante un gran aceite de oliva.
De ahí la importancia de otorgar a este aceite de la Variedad Royal la majestuosidad y presencia que merece. Inspirada en una de las piedras preciosas que conforman las cuatro familias que existen en el mundo, la botella rubrica el carácter exclusivo de este AOVE de variedad Autóctona de la Sierra de Cazorla.

 


“Frutado muy intenso de aceituna verde y muy complejo, con notas verdes de manzana, hierba, tallos, alloza y tomatera”


Un aove royal de cosecha temprana excelentemente bien elaborado por Verde Esmeralda, en Úbeda, Jaén. Ligeramente dulce de entrada, medianamente picante, y un puntito picante. Redondo. Equilibrado.

 

Samuel López.

Ingeniero agrónomo y gerente de Verde Esmeralda nos cuenta qué le transmite su propio aceite:

El Red Diamond royal me transmite paz, elegancia, sutileza, delicadeza, sensibilidad, ternura y amor, mucho amor. Con el Red Diamond me imagino en un campo verde con azucenas y celindos, un día soleado de fin de semana, rodeado de mis hijos y amigos, disfrutando del aire puro, los sonidos de la fauna y las risas de los niños correteando y jugando, mientras los adultos charlamos plácidamente comentando todo lo bonito que nos ofrece la vida y la naturaleza.

Disfruta de esta variedad Royal Verde Esmeralda Red Diamond en nuestra tienda.

 

Parqueoliva Serie Oro

Un aceite de oliva virgen extra coupage de hojiblanca y picuda

Almazaras de la Subbética nos abrió sus puertas, y pudimos pasar unos días formidables catando aceites, mientras nos enamorábamos de sus instalaciones.
Jose Antonio Nieto, director de la Almazara, vive cada cata de aceite de oliva con una pasión excepcional. Y cuando le preguntas sobre su opinión sobre Parqueoliva Serie Oro… Entonces, con una media sonrisa en rostro, va y dice: “Ufff. Si comparamos el aceite con las personas, Parqueoliva Serie Oro es como un niño muy inteligente, al que cuesta muchísimo trabajo criar y educar, pero que una vez se ha hecho adulto, es todo un orgullo.

 


“Una persona intensa, sin llegar a abrasar, compleja sin llegar a ser difícil de comprender”


Un aceite de oliva virgen extra coupage de hojiblanca y picuda, procedente de Carcabuey, Córdoba. En su fase olfativa nos regala un intenso verde. Aires de plátano y manzana. Tonos de hortaliza, como la alcachofa y la mata tomatera.

En boca posee una entrada dulce, almendrado verde, amargo y picante media intensidad.

 

Jose Antonio Nieto.
Director de la almazara:

Buscamos sin cesar usos y disfrutes del AOVE que poder trasladar al consumidor y, siempre, aderezado con esa pizca de Pasión.

Una gran parte de nuestro secreto, además, obviamente del saber hacer de nuestros agricultores que miman la fruta en todo el proceso, desde el campo hasta la almazara, está en el alto grado de cualificación y preparación de todo el personal técnico de la almazara, así como de las instalaciones en las que llevamos a cabo nuestra tarea.

Parqueoliva Serie Oro es un aceite rebelde y atrevido. Con muchísima personalidad. Estoy especialmente orgulloso de este aceite de oliva.

Disfruta de esta variedad Coupage de hojiblanca y picuda Parqueoliva serie oro en nuestra tienda.

 

Castillo de Canena. Arbequina con Harissa.

Como cada año Castillo de Canena nos sorprende con una nueva delicia para el paladar. En esta ocasión…

Una verdadera explosión de sabor picante, con salsa harissa, una receta típica del Magreb, a partir de pimentón, cayena, ajo, cilantro y alcaravea, que multiplica el frutado y el frescor del aceite de oliva…


Un aceite que destaca por su fluidez, equilibrio y frescor


Aceite de color rojo/anaranjado y trasparente. Perfil organoléptico que se corresponde perfectamente en nariz y boca, pero con el sorprendente picante natural de cayena en esta última. Destaca asimismo su fluidez y un amargo y picante en perfecta armonía con el propio picante proporcionado por esta mezcla de especias.

Con unas gotas de Castillo de Canena Arbequina con Harissa, conviertes unas pechugas de pollo, en un plato con sabor y personalidad. Ideal para salpicones de marisco, cuscús, tajines, mayonesas, patatas bravas, pollo, costillas, hamburguesas o pizzas.

 

Rosa Vañó y Paco Vañó
Propietarios de Castillo de Canena:

Hemos investigado en profundidad el mundo de la Harissa y la tradición y usos de los diferentes picantes asociados a la cultura Mediterránea. Así, hemos elaborado una variación, especial y única, de este condimento que maximiza, desde un punto de vista sensorial, el frutado y la percepción herbácea del aceite arbequino virgen extra, generando un picor y frescor en boca excepcionales.

Cuando hace 15 años, mi hermana Rosa y yo comenzamos el proyecto “Castillo de Canena”, lo hicimos sobre los sólidos cimientos que nos habían legado nuestros padres y generaciones anteriores de miembros de nuestra familia. Desde el principio tuvimos muy claro que éramos, por encima de todo, agricultores. Estábamos poseídos por un mandato moral que nos obligaba a preservar el campo, mimarlo, cuidarlo, regenerarlo y no olvidar nunca que la base de nuestro patrimonio eran los magníficos olivares de donde obteníamos, año tras año y cosecha tras cosecha, los frutos de los que extraer zumos extraordinarios y AOVEs de la más alta calidad. Habíamos recibido un singular legado pero que, en realidad no nos pertenecía, debíamos dejar a nuestros hijos la herencia de una tierra mucho más rica, más fértil y con más biodiversidad que la que nos había sido cedida por nuestros mayores.

Disfruta de esta variedad de Castillo de Canena en nuestra tienda.

 

Colabora:

Aceite en Singular: Oliflix

Oliflix

aceite de oliva arbequina ecológico

 

En Oliflix se trabaja el aceite de oliva de manera totalmente artesanal.

Es uno de los pocos molinos de piedra que quedan en España, que fue recuperado en 1.998. Sus grandes ruedas de granito con más de 2000 kg de peso, giran desde hace décadas, a un ritmo de 18 vueltas por minuto.

Antonio Rey divulga sobre la cultura y conocimiento del aceite de oliva, y dirige la empresa con pasión y esmero.

 

Prueba de ello, es el último premio conseguido en Nueva York: Medalla de plata en el Best Olive Oil.


Un aceite suave, noble, aromático, frutado, denso y muy equilibrado.


Antonio Rey

Creador de Oliflix

Elaboramos el aceite de oliva de primera presión en frío, de forma totalmente tradicional. Tal como lo hacían los romanos hace cientos de años.

Un aceite con medalla de plata en el Best Olive Oil

Me llena de orgullo el último premio que ha conseguido nuestro aceite de oliva ecológico en Nueva York.

Nuestro aceite proviene de agricultura totalmente ecológica, es decir que a nuestros olivos, no se les vierte ningún tipo de abono, ni plaguicida químico de síntesis.

En Oliflix garantizamos el cumplimiento de la normativa de producción agraria ecológica, tras un rigurosísimo control de calidad tanto en el cultivo de los olivos, como durante el proceso de extracción y envasado del aceite.

Y eso se nota en el resultado,

Un aceite natural, muy rico, ecológico, y artesano.

Aceite en Singular: Abbae de Queiles arbequina ecológico

Abbae de Queiles arbequina ecológico

OOL-Aceitesingular-Abril-BLOG-03

Al poco tiempo de empezar nuestra andadura en Origen Oliva, hicimos un viaje a Tudela, Navarra, para visitar la almazara Hacienda Queiles.

Enseguida pudimos ver sus modernas instalaciones, y el cariño con el que todos los trabajadores hacían su trabajo. Empezando por Alfredo Barral, que fundó la empresa con una pasión desmesurada.

David Solana, el director comercial, nos organizó una cata privada, y entonces pudimos comprobar que Abbae de Queiles es justamente el producto de un trabajo bien hecho.


Aceite noble, equilibrado, de aroma intenso de gran personalidad, y además, ecológico.


Uno de esos aceites que no te deja indiferente.

Alfredo Barral

Creador de Abbae de Queiles y Fundador de Hacienda Queiles

OOL-Aceitesingular-Abril-BLOG-02

Abbae de Queiles es para mi, el reflejo de nuestra pasión por el olivo y nuestra obsesión por la búsqueda de la excelencia.

Abbae de Queiles hunde sus raíces en la tierra de donde nace, en pleno Valle del Queiles, en una finca que pertenecía a la Abadía de Tulebras hace 900 años.

El enclave es único, ya que tan sólo en 25 km se establecieron 3 Monasterios del Cister (S. XII.-XII), hecho que manifiesta la idoneidad histórica del paraje para la agricultura.

A partir de olivas arbequinas cultivadas en la propia finca y elaboradas con exquisito mimo en la almazara ubicada en mitad de la misma, Abbae de Queiles se presenta como un aceite exquisito, complejo y equilibrado, amable y fragante.

Idóneo para tomar en crudo y acompañar ensaladas y verduras de la Ribera Navarra, quesos o pescados al horno.

 

Disfruta de esta variedad Abbae de Queiles arbequina Abbae de Queiles arbequina en nuestra tienda.